Caja de térmicas

Caja de térmicas

Una caja de térmica está preparada para la colocación de térmicas y disyuntores por eso, en primer lugar cabe mencionar que La llave de térmica es un dispositivo capaz de interrumpir la corriente eléctrica de un circuito cuando ésta sobrepasa ciertos valores máximos. De esta manera se evitaran sobrecargas o cortocircuito. Su funcionamiento se basa en dos de los efectos producidos por la circulación de corriente en un circuito: el magnético y el térmico. El dispositivo consta, por tanto, de dos partes, un electroimán y una lámina bimetálica, conectadas en serie y por las que circula la corriente que va hacia la carga. Al igual que los fusibles, la protege la instalación contra sobrecargas y cortocircuitos.

Cabe mencionar que para elegir la térmica adecuada para proteger nuestra instalación debemos tener en claro esta ecuación para calcular el amperaje de una llave de térmica.  Partimos de saber  que la potencia es igual a la tensión por la corriente.

P = T x C

P: potencia (Watt)

C: corriente (Ampere)

T: tensión (Volt)

Si despejamos C (corriente) nos queda que C = P/T.
Ahora bien, si la tensión T es 220 Volt o (110 V).
Nos falta saber la potencia P

¿Cómo calculamos la Potencia?

Todos los artefactos del hogar u oficina necesitas un determinado valor de potencia, la misma estará indicada en cada uno. Si sumamos todos esos valores y lo dividimos por la tensión (220 volts) obtendremos el valor de la corriente (C).

Por ejemplo en una casa encontramos los siguientes artefactos.

Ejemplo: 1 Heladera, 10 lámparas, 2 televisor = 3300W

¿Cómo calculamos los Amperes?

El amperio o ampere es la unidad de intensidad de corriente eléctrica.

C = P/T 

Siguiendo el ejemplo anterior, el cálculo debería ser:

3300W/220V= C = 15 Amperes

Podemos concluir que llave de térmica que necesitaríamos debe soportar 15 amperes, Se debe tener en cuenta que siempre es recomendable adquirir una medida siguiente por que se pueden dar variaciones en el consumo con el paso del tiempo.

No se debe confundir con un interruptor diferencial que a diferencia de la térmica es un elemento que interrumpe de manera automática la corriente eléctrica cundo supera cierta intensidad. Se trata de un dispositivo de seguridad, que según sus características permite proteger los aparatos eléctricos y la seguridad de los usuarios.

En ambos casos debemos colocarlos en cajas de térmica (gabinetes Din) especialmente preparadas para la conservación y protección de las mismas. Variplast cuenta con una amplia gama de gabinetes preparados para tal fin.

Cada caja de térmica Variplast tiene características específicas, logrando así adaptarse a las necesidades de cada usuario. De esta manera debemos evaluar cada característica del lugar donde haremos la instalación para poder elegir la caja de térmica adecuada.  Lo primeros que debemos evaluar es si  la caja de térmica  será instalada en interior o exterior. De esta manera tendremos en  cuenta que protección IP posee la caja de térmica  (VER NOTA DE ESPECIFICACION IP LINK)

La Línea de cajas de térmica C 600 es protegida contra la penetración de polvo y contra las proyecciones de agua por eso resulta versátil para cualquier instalación. Su protección IP es de 54 y vienen de 6 hasta 12 polos.

Por otro lado Variplast posee la línea pilar, una línea de cajas de térmica ideales para colocar en los pilares, es decir en el exterior. Está protegida contra la penetración de polvo y contra las proyecciones de agua con IP 54. Esta línea es más pequeña y viene de 6 a 9 polos.

Por último la línea C 80 ideal para interior, con protección de penetración de polvo de 1 mm con lugar para 4 a 9 polos.