Seguridad Eléctrica: Evitemos accidentes eléctricos en baja tensión

Seguridad Eléctrica: Evitemos accidentes eléctricos en baja tensión

Evitemos accidentes eléctricos en baja tensión La mayoría de los accidentes en las viviendas se ocasionan por una deficiencia en la instalación eléctrica o por la utilización de materiales y/o productos que no cumplen con las condiciones de seguridad requeridas. La Seguridad Eléctrica consiste en la reducción del riesgo de los efectos nocivos que puedan darse por la aplicación de una determinada técnica que involucre la utilización de equipos eléctricos o trabajos expuestos a la misma. Argentina tiene la Resolución Nº 92/1998, de cumplimiento obligatorio, que exige que todos los productos eléctricos y electrónicos que se comercializan dentro del país cuenten con una Certificación de Seguridad Eléctrica emitida por un Organismo de Certificación acreditado por el OAA (Organismo Argentino de Acreditación) y reconocido por el Gobierno Nacional. Los regímenes de certificación establecen los requisitos esenciales de seguridad que deben cumplir determinados productos. Se sabe que la mayoría de las viviendas no cumplen las normas esenciales de Seguridad Eléctrica. Por ello se deben cumplir los siguientes ítems.

  • Contar con un dispositivo de corte general: llave de corte (interruptor).
  • Protección contra sobreintensidad: protector de sobreintensidad (llave termomagnética) adaptada al requerimiento de la instalación.
  • Protección contra contactos indirectos y directos: toma de puesta a tierra y dispositivo diferencial acorde al valor de la misma.
  • Cable de protección: conecta las masas de la instalación con la puesta a tierra como protección contra contactos indirectos.
  • Protección mecánica de las instalaciones: protege las partes con tensión de la instalación.

  A la hora de manipular instalaciones eléctricas debemos siempre estar formados y capacitados para ello. Toda instalación eléctrica o equipo de trabajo defectuoso se debe notificar para ser reparado. Sólo el personal autorizado y cualificado podrá operar en los equipos eléctricos. En instalaciones complejas, se debe disponer de la documentación referente a las mismas. Si se modifica una instalación se deben actualizar la documentación, indicando la fecha de realización. Siempre que sea posible, realizar los trabajos de tipo eléctrico sin tensión. De esta manera solo actuaremos con tensión únicamente en las operaciones elementales En caso de encontrar avería o mal funcionamiento en un equipo eléctrico lo adecuado es ponerlo fuera de servicio, desconectarlo de la red eléctrica, señalizar la anomalía y comunicar la incidencia para su reparación mediante los cauces establecidos. No desconectar los equipos tirando de los cables. Este es un error muy común que debemos ser conscientes de que siempre se deben desconectar tomando la clavija del conector y tirando de ella. Fundamental no utilizar herramientas eléctricas con manos o pies húmedos ni mucho menos utilizar agua para apagar fuegos donde es posible que exista tensión eléctrica Los accidentes más comunes producidos por la electricidad se deben a: Contacto con partes de la instalación habitualmente en tensión o de lo contrario contacto con partes o elementos metálicos accidentalmente puestos bajo tensión. Sufrir quemaduras por el arco eléctrico producidas por la unión de 2 puntos a diferente potencial mediante un elemento de baja resistencia eléctrica. Ante una persona electrocutada se debe procurar cortar la tensión. Apartar al electrocutado de la fuente de tensión, sin mantener un contacto directo con el mismo, utilizando para ello elementos aislantes como, pértigas, maderas, sillas todas de madera, guantes aislantes, etc.  Advierta de esta situación a las personas más próximas para iniciar las actividades de actuación en caso de emergencia. Debemos cumplir las 5 reglas fundamentales para evitar accidentes. – Desconectar la parte de la instalación en la que se va a trabajar aislándola de todas las posibles fuentes de tensión. – Prevenir cualquier posible realimentación, preferiblemente por bloqueo del mecanismo de maniobra. – Verificar la ausencia de tensión en todos los elementos activos de la zona de trabajo. – Poner a tierra y en cortocircuito todas las posibles fuentes de tensión. En instalaciones de Baja Tensión sólo será obligatorio si por inducción u otras razones, pueden ponerse accidentalmente en tensión. – Proteger la zona de trabajo frente a los elementos próximos en tensión y establecer una señalización de Seguridad Eléctrica para delimitarla. Los trabajadores además del equipo de protección personal común, deben utilizar guantes Clase 00, banquetas / alfombras aislantes, verificador de la ausencia de tensión, herramientas certificadas, material de señalización y pantalla facial. 10 secretos para una casa segura.

  • Las instalaciones eléctricas provisorias pueden provocar choques eléctricos e incendios.
  • Evitar el uso de triples para no generar una sobrecarga.
  • Instalar el conductor a tierra y dispositivos diferenciales.
  • Verificar si los cables y dispositivos de protección están adecuados para la carga eléctrica de su instalación.
  • Usar circuitos separados para iluminación y tomacorrientes.
  • Los tableros deben estar en lugares limpios y ventilados.
  • No tocar equipos eléctricos cuando se encuentre dentro de la bañera.
  • No desenchufar un equipo eléctrico tirando del cable.
  • Áreas como la cocina, lavadero y baño, merecen una atención especial, pues la combinación de agua y electricidad puede ser peligrosa.
  • Contratar siempre a un profesional calificado para estos tipos de trabajos.

Es preciso concluir que debemos siempre tener la información necesaria para evitar accidentes y conocer las normas de Seguridad Eléctrica y su posterior control nos  la posibilidad de evitar todo tipo de accidentes. Por eso, ¡Respetemos las normas de seguridad! Variplast trabaja incansablemente en la calidad y seguridad de cada uno de sus productos.